La presencia de un negocio o marca en el ámbito online vine dada, en gran medida, por los contenidos deliberadamente creados por ella. Imágenes, vídeos, textos… todo transmite, dice algo, y permite a los usuarios crearse una imagen de nosotros, nuestros productos y servicios. Internet tiene la particularidad de permitirnos generar una gran cantidad de contenidos, de forma más o menos esporádica, e incluso de hablar diréctamente con usuarios. Pero esto no debería ser una excusa para crear mensajes desestructurados o que no compartan la visión e imagen que la marca quiera transmitir. Es importante que en los tiempos de la inmediatez que vivimos sepamos preguntarnos antes de lanzar cualquier contenido: ¿realmente merece la pena este contenido?, ¿tiene la calidad suficiente?, ¿transmite el mensaje que queremos? y ¿nos permitirá alcanzar nuestros objetivos de ventas? Dicho esto, si quieres realmente potenciar tu comunicación escrita en Internet para vender más toma nota de estas técnicas de copywriting.

Técnicas de copywriting para negocios digitales

Vender en Internet requiere de mucho más que tener un buen modelo de negocio, necesitamos trabajar a fondo nuestra marca, y por ello, cada mensaje que lancemos tendrá repercusión en la percepción que el consumidor tenga de nosotros. Para generar mensajes coherentes con la marca y atractivos para nuestros potenciales clientes, te recomendamos que trabajes estas técnicas de copywriting:

Evita errores ortográficos

Una de las principales reglas del copywriting es escribir de forma correcta, evitando cualquier tipo de falta ortográfica o te puntuación. Está claro que somos humanos, y por ello, todos podemos cometer una errata (incluida yo en este mismo texto), pero no por ello debemos de quitar importancia a esta realidad. Un error de este calibre dará muy mala imagen de nuestra empresa y pondrá en duda nuestra profesionalidad. También podrá dar a entender al lector que no te tomas demasiado en serio la comunicación que tratas de establecer con él, pues no le prestas la suficiente atención.

Por todo ello, te recomiendo, que siempre que seas posible apuestes por la corrección de textos. Para ello, lo ideal es contar con un experto, un profesional corrector de textos. De no ser posible, puedes simplemente pedirle a alguien de tu equipo que revise los textos (cuatro ojos ven más que dos), y si tampoco tienes a nadie cercano que te pueda ayudar, otra opción es trabajar con más margen de tiempo para poder escribir los textos tu mismo, mantenerlos un mínimo de 24 horas en la retaguardia, y luego volver a revisarlos tu mismo. Si consigues tener más margen de tiempo (por ejemplo, una semana) será mucho mejor.

Ayuda a la lectura vertical

Estructura adecuadamente tu texto y ayuda al lector a no perderse la información más importante a la hora de realizar una lectura vertical. Por normal general se recomienda seguir el esquema de la pirámide invertida que tanto se ha utilizado en el campo del periodismo y que se basa en ir plasmando la información desde la más importante a la menos importante, centrándose en las 5W (qué, quien, cuándo, dónde, por qué y cómo).

No obstante, en función del material que estés preparando, el estilo de la marca y otros factores, podrás valorar utilizar otras estrategias para destacar el contenido más relevante, como por ejemplo, jugando con las tipografías, color y tamaño de los textos. En este punto también será importante considerar toda la parte gráfica que acompañe al texto. No podemos olvidar que “una imagen vale más que mil palabras”.

Apuesta por el Storytelling

El arte de contar historias está más de moda que nunca gracias a su eficacia para conectar con el público. Esto tiene su gran ventaja: ¡sabemos lo que tenemos que hacer! Sin embargo, también tiene el inconveniente de que es fácil caer en la copia o réplica de estrategias de otras marcas. Por ello, te invito a contar historias pero de una forma creativa. Investiga sobre los estilos de narrativa y cómo aplicarlos a la voz de tu marca, cómo jugar con el climax narrativo, darle un estilo característico a todos los textos, etc.

Busca el tono, léxico y estilo de cada marca, defínelo claramente, encuentra la historia que esconde… ¡y cuéntala! También recuerda que la clave de una historia es conectar con la audiencia, así que tendrás que conocerla muy bien antes de definir tu estrategia de storytelling.

Transmite beneficios

Generalmente, cuando hablamos de nuestros productos o servicios nos centramos en sus características y nos centramos en su descripción desde nuestro propio punto de vista. Sin embargo, es importante que empaticemos con nuestros potenciales clientes y pensemos… ¿cómo conectar con ellos? ¿cómo mostrarles verdaderamente lo que podemos ofrecerles? La clave está en centrarse en los beneficios de los productos o servicios que ofrecemos, es decir, en cómo pueden ayudarles en su vida o negocio.

Por tanto, tenemos que ver cuales son las necesidades, problemas, carencias y deseos de nuestros clientes, para luego mostrarles cómo nuestros productos van a ayudarles gracias a sus características. El proceso sería el siguiente:

  • Análisis de cliente: ¿Qué necesita? ¿qué problemas tiene? ¿qué desea?
  • Beneficios de mis productos/servicios: ¿Cómo mi producto satisface las necesidades y acaba con los problemas del cliente?
  • Características: ¿Por qué mi producto es el mejor para satisfacer esas necesidades o solucionar esos problemas?

Apela a las emociones

¿Recuerdas tu primer verano en la playa?, ¿el olor a mar?… Seguro que con esas dos preguntas que acabas de leer tu mente ha llegado a un lugar que te trasmite serenidad y te llena de buenos recuerdos. Pues bien, esto mismo es lo que debes tratar de hacer con tu audiencia. Trasladarle a lugares y momentos que hayan vivido sensaciones y emociones únicas para que vuelvan a revivirlas. De esta forma lograrás una mejor conexión, y conseguirás que asocien estos buenos momentos con la marca.

Más ideas para aprender copywriting

Si quieres aprender copywriting y profundizar más en el tema, te recomendamos seguir de cerca a Maïder Tomasena, una gran profesional con la que hemos colaborado en numerosas ocasiones. Es más, si eres alumno de ADC sabrás que entre todos los entrenamientos de nuestra escuela, tienes un curso de copywriting para páginas de venta donde ella es la profesora experta.

Por otra parte, si lo tuyo es la lectura, además de estás técnicas de copywriting te recomendamos estos libros de copywriting con los que podrás aprender de grandes autores nacionales e internacionales:

  • Mientras escribo de Stephen King
  • Ideas que pegan de Chip Heath
  • Puntuación para escritores y no escritores de Silvia A. Kohan
  • Escribir en Internet de Fundéu BBVA
  • Storytelling para el éxito de Peter Guber

Otra buena forma de aprender es a través de ejemplos de copywriting, es decir, de como grandes marcas han conseguido su posicionamiento gracias al buen uso del arte de la redacción. A continuación, te muestro algunos ejemplos de copywriting de marcas que me encantan como usan el arte de la escritura para cautivar al cliente:

técnicas de copywriting

El mejor ejemplo de minimalismo en el mundo del copywriting es Apple

técnicas de copywriting

Cada producto tiene su historia y sensaciones que la envuelven en Laconicum

técnicas de copywriting

Copys descriptivos de cada prenda de ropa con toda la información que un potencial cliente puede requerir para cerrar una venta e información clave en negrita

Esperamos que tras leer este post con las técnicas de copywriting, ideas para aprender más y algunos ejemplos, cuidéis mucho más la forma en la que escribís y presentáis vuestros contenidos en Internet. Recordad que lo importante no es la cantidad sino la calidad de los mismos, así que, pensaros varias veces y revisad bien la ortografía antes de hacer clic en “publicar”.