Seleccionar página

Escribir puede ser tan fácil como juntar letras que hagan palabras, palabras que hagan frases, frases que hagan párrafos, y así, hasta conseguir la extensión deseada. Sin embargo, escribir bien va más allá de esto e incluso de la buena utilización de la ortografía y las figuras y recursos literarios que todos hemos aprendido en la escuela. Cuando hablamos de escribir en Internet, son muchos otros los factores que entran en juego, como el posicionamiento SEO o el objetivo final de nuestro texto. Y es precisamente de estos elementos de los que hoy os voy a hablar en esta guía definitiva sobre cómo hacer un post para un blog.

Primer paso: ¿Cuál es nuestro objetivo?

No cabe duda de que habrá quien tenga un blog porque le guste escribir y, por el momento, no se plantee ningún tipo de objetivo. Las personas son libres de hacer con su blog lo que quieran. Y si lo que de verdad quieren es escribir por el mero placer de hacerlo, ese será única y exclusivamente su objetivo.

Sin embargo, cuando nos proponemos realizar un blog a nivel profesional, resulta fundamental tener unos objetivos generales claros, una misión y visión de nuestro proyecto. Y cada nuevo post, deberá ir en consonancia con ello. Así, cada vez que te plantees hacer un post para un blog deberás de preguntarte si te va a permitir alcanzar tus objetivos estratégicos generales.

Si, por ejemplo, tu objetivo es aumentar el tráfico web deberás de hacer un post para tu blog con un titular realmente atractivo que llame a la acción, un contenido de alta calidad que lleve a los usuarios a compartirlo y al menos una imagen con gran atractivo visual. Sin embargo, si el objetivo es aumentar el tiempo de permanencia en la web lo que necesitarás serán muchas imágenes o incluso vídeos embebidos, un texto muy largo y numerosos enlaces a otros post o páginas de la misma web. En definitiva, en función de cual sea tu objetivo, deberás de plantearte un tipo de post o características concretas que deberá de reunir.

hacer un post para un blog - objetivo

Segundo paso: ¿Qué queremos contar?

A la hora de hacer un post para un blog, algo muy importante es saber qué queremos contar. Si no lo tenemos claro, lo más probable es que nos pongamos a escribir, escribir y escribir, pero… tras tener unos cuantos párrafos, nos demos cuenta de que están vacíos de contenido, sin una estructura clara, y por tanto, sin sentido para el lector. Lo ideal en esta fase es indicar en una frase corta el principal tema que vamos a tratar, y luego, en varios puntos, otros elementos que creamos importante desarrollar. 

Se trata de un primer resumen que nos servirá de guía para estructurar posteriormente nuestro texto y escribirlo también teniendo en cuenta la importancia de su posicionamiento SEO.

hacer un post para un blog - información

Tercer paso: ¿Quién es nuestro público?

Antes de ponerte a escribir, ten muy en cuenta a quien quieres llegar. Internet es de libre acceso para todo el mundo, y probablemente tengas un montón de lectores que ni te interesen, pero que con total libertar se interesen por leerte y seguirte. Sin embargo, a la hora de hacer un post para un blog, resulta fundamental que tengas claro quién es el público al que te diriges en tu estrategia de contenidos general, y quien es el público con el que te diriges con este post en concreto. 

Por ejemplo, puede que tu blog esté enfocado a consultores de marketing digital y tengas una estrategia de contenidos consolidada que abarque todos los distintos perfiles de personas que pueden encajar dentro de esa descripción. Sin embargo, cuando te pongas a hacer un post para un blog tenderás a acotar aún más a tu público; en este caso, podríamos concretar a nuestro público como a profesionales de marketing interesados en blogging o marketing de contenidos.

En función de quien sea nuestro público, podremos enfocar una temática desde un punto de vista u otro, de forma más general o detallada, entrando en conceptos más estratégicos, o por el contrario, centrándonos en el trabajo táctico.

hacer un post para un blog - público

Cuarto paso: ¿Cómo contarlo?

En función de los factores anteriormente analizados, determinaremos la forma de trasladar la información que deseamos, al público objetivo concreto y con una finalidad determinada. Es importante tener en cuenta numerosos elementos a la hora de hacer un post para un blog en esta fase: tipo de lenguaje, si vamos a usar recursos fotográficos, vídeos, esquemas o infografías, la extensión del texto, la profundidad del contenido, si se va a introducir algún elemento para obtener feedback como apelación a los comentarios, lead magnets o suscripción, etc.

hacer un post para un blog - imágenes

Quinto paso: ¿Cómo posicionarlo?

Ya hemos llegado al quinto paso, y hay quien me dirá que este debería de ser el primero. Cierto es que muchas personas (especialmente los llamados expertos en SEO) tienden a comenzar por este paso por considerarlo el más importante. Y yo no digo que sea importante, solo pienso que hay cosas que deberían de plantearse antes. Sin duda, es fundamental a la hora de crear una estrategia de contenidos para un blog, tener un estudio de palabras claves que nos guíen a la hora de plantear temas, pero eso no quiere decir que nos tengamos que limitar a ellas. También es importante salirse de la línea, investigar nuevos campos y decidir, en función de la evolución del proyecto, la incorporación de nuevas palabras claves.

Es en este punto donde, ya sabiendo qué queremos contar, buscaremos la mejor forma de posicionarlo encontrando una keyword principal para utilizar en nuestro post, el cual también trataremos de relacionarlo con los contenidos anteriores con el fin de potenciar su SEO. También buscaremos fuentes de referencia a enlazar con un buen SEO y keywords secundarias a tener en cuenta.

hacer un post para un blog - SEO

Sexto paso: Esquema general

Aunque hay a quien le pueda sorprender, el caso es que hacer un post para un blog no dista mucho de lo que desde siempre ha sido crear una noticia para un periódico. Es realmente recomendable, tanto por cuestiones de SEO como de entendimiento por parte del lector, que comencemos con la información más importante nuestro texto (un breve resumen) y continuemos con el resto de información desde la más a la menos importante, e incluso generando apartados concretos con subtitulares que dividan el texto y den ritmo a la lectura, permitiendo la tan famosa lectura vertical. Esto es a lo que, de toda la vida, se llamaba la pirámide invertida del periodismo. A muchos estoy segura de que os sonará, a quien no, le invito a leer más en la Wikipedia: Pirámide invertida. 

En definitiva, la idea en este sexto paso de cómo hacer un post para un blog, es crear un esquema con la siguiente información:

  • Titulo: palabra clave + lo más destacable de la información que vamos a plasmar en el post.
  • Entrada: los elementos más importantes o resumen introductorio de la información (qué, quién, dónde, cómo, cuándo y por qué).
  • Cuerpo: la información anterior más detallada, que podremos estructurar con distintos subtitulos (H2, H3… ).
  • Otros detalles: información adicional que pueda ser útil al lector. En el caso de Internet este apartado suele obviarse o sustituirse por enlaces de interés o fuentes de referencia que podremos poner en este punto o a lo largo del texto.
  • Conclusión o cierre: es el mejor momento para introducir la opinión del autor y apelar al lector para que traslade la suya a través de los comentarios.

hacer un post para un blog - esquema

Séptimo paso: Redacción

Y por fin llegar el momento tan esperado por todos… ¡vamos a escribir nuestro post! Para ello, ten en cuenta la estructura anterior y no olvides utilizar tu keyword principal en el titulo (que no ha de superar los 65 caracteres), el slug (que no ha de superar los 40 caracteres), la meta description (con un máximo de156 caracteres) y el alt de las imágenes. Además, el texto deberá de tener más de 300 palabras un una densidad de palabra clave de entre el 3 y el 7%.

hacer un post para un blog - escribir

Octavo paso: ¿Cómo hacerlo más atractivo?

Reflexionar para que nuestros contenidos resulten más atractivos para el lector concreto al que nos dirigimos, es un paso que no siempre se tiene en cuenta a pesar de su importancia y de los grandes resultados que se pueden obtener con poco esfuerzo. A veces, con tan solo cambiar la imagen destacada o el titular, podemos conseguir que un post pase de mediocre a viral en un abrir y cerrar de ojos. No digo con ello que nos tengamos que limitar a publicar siempre artículos de listas (Ej. Los 10 pueblos más bonitos de España) u otros trucos similares, pero sí resulta importante analizar el panorama, ver que es lo que les funciona a otros, y tratar de aplicarlo a nosotros mismos a la hora de hacer un post para un blog.

hacer un post para un blog - atractivo

Noveno paso: Revisión

Antes de dar al botón “publicar” resulta fundamental que revisemos una serie de elementos del post para saber si está correctamente escrito, además de optimizado para SEO, y confirmar que con él estamos enfocándonos hacia los objetivos propuestos de nuestra estrategia de contenidos. ¿Quieres saber qué preguntas has de plantearte y cómo comprobar que todo está perfecto? ¡Tenemos un práctico y completo checklist para ello!

Ahora que ya sabes cómo hacer un post para un blog que roce prácticamente la perfección, no dudes en hacerte con nuestro recurso gratuito que te facilitará aún más esta tarea. Solo tienes que hacer clic aquí: Checklist para saber si tu post está listo para ser publicado

hacer un post para un blog - cheklist

Décimo paso: Publicación

Ahora, sí que sí… ¡ya estás listo para publicar tu post! No obstante, permíteme darte un consejo. No lo publiques ahora porque es cuando lo has acabado y está listo. A no se que sea una cuestión de total actualidad y que quieras ser de los primeros en hablar de ese tema, tomate un tiempo para analizar cual es el mejor momento para difundir tu post en los distintos medios que manejas: Facebook, Twitter, Instagram… Encuentra el momento adecuado y verás como los resultados también se ven intensificados.

hacer un post para un blog - publicación y difusión

Espero que la próxima vez que te plantees hacer un post para un blog tengas en cuenta estos pasos. Así, a simple vista, pueden parecer muchos y demasiado trabajo para un simple post, pero en realidad, una vez que haces un par de post siguiendo estos pasos te será muy fácil seguir la dinámica e ir adaptándola a tu día a día. Cada vez, tendrás que invertir menos tiempo en pensar en todo esto porque se convertirá en una dinámica de trabajo interiorizada que además de ayudará a conseguir mejores resultados.

Y si, por casualidad tu problema es que aún no tienes tu blog, no te pierdas este post sobre: Los 5 primeros pasos para crear un blog profesional